"¿En qué momento esto deja de ser un hobby? ¿Cómo instalar una plataforma que permita construir una vida de blogger?"

"¿Cómo se puede mantener el talento en un mundo voraz? ¿Cómo no tentarse frente a las luces y apariciones?"

"Una confección más enérgica y visualmente atractiva también puede ser un signo de distinción si se aplica en la justa medida."

"¿Queremos o no ser considerados un país donde existe la moda?"

"Sólo depende de los que somos entusiastas de la moda que no se pierda la originalidad y la libertad de imponer tendencias."

Osklen FW14

8/11/2013/ 4:58 pm

Los siguientes tres años suponen para Brasil una oportunidad única de demostrar -a través del deporte-, una imagen-país progresista y sólida. A pesar de movimientos sociales contrarios a la parafernalia mundialista y olímpica, la fiebre futbolera se siente en el aire. No es necesario hacer una descripción minuciosa del fenómeno social que se deriva del balompié para dar cuenta de la importancia económica que adquiere el campeonato mundial de la FIFA. La utilización de futbolistas en campañas y colaboraciones de moda dan cuenta de cómo el fútbol está acercándose cada vez más a la máscara de estilo que supone la moda masculina. Es así como dentro del Sao Paulo Fashion Week, la marca brasilera Osklen se inspiró en la quintaesencia del fútbol para desarrollar su colección otoño-invierno 2014.

Looks deportivos limpios donde reina la monocromía y simpleza en materiales, es el eje principal de esta colección. Camisetas de manga corta y extra largas se superponen a shorts en outfits de calcetines largos para homenajear a la figura deportiva tanto del futbolista como del árbitro. Sin embargo, siempre hay lugar para dejar entrever pantalones largos y cortos de sastrería impecable y casual. Beatles, abrigos, bomber jackets y polerones son quizás lo más invernal de esta colección, reflejándose en texturas de cuero y algodón. La presencia de un sólo estampado de cuadros en dualidad blanco-negro en un par de outfits (con pantalón largo y shorts), es suficiente prueba de las pretensiones sinceras de la marca de Oskar Metsavaht. Una colección elegante que busca caer en gracia al hombre carioca, dejando de lado los vicios que suelen tener colecciones más complejas que no se conectan con los consumidores. ¿Estará Osklen apostando por la población flotante que recibirá Brasil durante el próximo mundial de fútbol? ¿De qué otra forma se podrá sacar provecho de la racha turística que vivirá Brasil entre el 2014 y el 2016? ¿Vale la pena renunciar a la evolución creativa de una marca en pos de posicionar un producto de venta mucho más segura?

The following three years are supposed to be Brazil’s big break to show -through sports-, a progressive and solid country’s image abroad. Despite some social movements that oppose this soccer/olympic paraphernalia, the soccer fever is up in the air. There’s no need in making any further analyses of the social phenomenon involved in soccer to realize of the economic importance of the FIFA World Cup for a host country. The use of soccer players in fashion campaigns and collaborations are proof of how soccer is getting each time closer to the image façade that comes along with menswear. This is how during Sao Paulo Fashion Week, brazilian brand Osklen got inspired in the quintessence of soccer to carry out their 2014 fall-winter collection.

Clean sportive looks with simple single-toned materials are the main thing throughout the whole runway. Short and extra-long t-shirts overlapped to shorts in outfits with long socks to honor the athletic figures of soccer players and referees. However, there’s always some space left for long and short pants of  outstanding casual tailoring.  Beatles, coats, bomber jackets and sweatshirts are maybe the most winter-like garments of this collection, thanks to materials like leather and cotton. The single presence of a black/white plaid pattern in a couple of outfits (with pants and shorts), is enough proof of the honest pretentions of Oskar Metsavaht’s brand. An elegant collection that looks for the approval of carioca men, leaving aside those design habits that just don’t connect with in-store consumers. Is Osklen betting for the eventual floating population that will drop in Brazil for next soccer world cup? Is there any other way to take the best out of Brazil’s touristic blast between 2014 and 2016? Is it worth to give up to a brand’s creative evolution in order to be able to sell more efficiently?

Post AnteriorEtxeberria SS14 Siguiente PostELEVENPARIS SS14

¿Qué opinas tú?