"Una confección más enérgica y visualmente atractiva también puede ser un signo de distinción si se aplica en la justa medida."

"¿Queremos o no ser considerados un país donde existe la moda?"

"¿Cómo se puede mantener el talento en un mundo voraz? ¿Cómo no tentarse frente a las luces y apariciones?"

"Sólo depende de los que somos entusiastas de la moda que no se pierda la originalidad y la libertad de imponer tendencias."

"Vestir conforme a las tendencias de vanguardia es un acto inmerso en el terreno del miedo para el hombre latinoamericano."

Jonathan Saunders SS13

18/06/2012/ 10:06 pm

Con nueve años sobre las pasarelas de Londres, Jonathan Saunders es un diseñador que a pesar de su corta data, se las ha arreglado siempre para sorprender con cada colección. No en vano, en 2005 le arrebató el premio al Diseñador Escocés del Año a John Ray, llamado el sucesor de Tom Ford. Desde que Saunders decidió llevar sus colecciones a Nueva York en 2008, apuntando hacia un mercado que entonces representaba la vanguardia legitimada de la moda, su nombre comenzó a aparecer recurrentemente en el mapa de la moda de fashionistas y celebridades. Pero la crisis y decadencia de la capital nortamericana de la moda lo hizo volver irremediablemente a Londres en 2010, y asegura haber regresado para quedarse. En esta oportunidad, en la Semana de la Moda Masculina de Londres 2012 -su primerísima versión-, Saunders no quiso quedar fuera, y fue así como presentó su cuarta colección masculina como invitado de Fekkai, una marca de productos capilares.

¿Qué se puede esperar de un diseñador premiado y que ha trabajado con Chloé, Emilio Pucci y Alexander McQueen? Su entrega en la pasarela fue aclamada, presentando una colección con una marcada estética retro, propia de los años sesenta. Con estampados inspirados en el simbolismo propio del op-art, esta vibrante, cálida y divertida colección da un vuelco absoluto a todo lo que estuvimos acostumbrados a ver durante el pasado invierno negro europeo. Es así como los cortes sartoriales de verano, junto a inusuales combinaciones de colores, convierten a Jonathan Saunders en un diseñador para tener en mente en próximas instancias. No nos queda más que hacer que perder el miedo al color y cruzar el umbral de lo que nos resulta tradicionalmente cómodo o seguro.

Boasting nine years of solid career upon London runways, Jonathan Saunders is a designer that, in spite of his short career, has always managed to turn headson every collection he pulls off. Not in vain did he snatched the 2005 Scottish Designer of the Year award from so-called Tom Ford‘s successor, John Ray. Ever since Saunders decided to take his collections over to New York City in 2008 -aiming for a market that was formerly representative of a legitimate fashion avant-garde sensation-, his name shortly appeared on the map of fashionistas and celebrities. But the crisis and decadence of the American capital of fashion made him come back to London on 2010, assuring that he did this for good. In this opportunity, on the 2012 London Menswear Fashion Week -its very first edition-, Saunders didn’t want to stay out of the scene, by presenting his fourth menswear collection as a guest of hair product brand Fekkai.
 
What to expect from an awarded designer who worked with Chloé, Emilio Pucci and Alexander McQueen? This year, Saunders presented an acclaimed show, with a collection set on retro aesthetics that come straight from the ’60s. With prints inspired in op-art symbolism, this vibrant, warm and fun collection gives a whole new twist to everything we became used to seeing on the dark winter runways early this year. This is how summer sartorial fits, next to unusual color mixtures, make Jonathan Saunders a designer to keep in mind during next seasons.We don’t have much left, rather than become familiar with color diversity, as well as with crossing the threshold of all things traditionally comfy and safe.
Post AnteriorPROFILE: Scott Campbell Siguiente PostFlorsheim x Duckie Brown AW12

¿Qué opinas tú?

María José dice:

Saunders pertenece a esa joven casta de diseñadores británicos que aplican su brillante toque irónico a la pulcra sastrería tradicional inglesa. Y uno de los pocos exponentes de esa casta que logran trascender fronteras una vez estampado el codiciado sello de aprobación del fashion system americano.
Excelente crónica y apreciación, como ya nos tenés acostumbrados!
Saludos desde Buenos Aires,
María José
http://nuarbarcat.blogspot.com.ar/