"¿Queremos o no ser considerados un país donde existe la moda?"

"Sólo depende de los que somos entusiastas de la moda que no se pierda la originalidad y la libertad de imponer tendencias."

"¿En qué momento esto deja de ser un hobby? ¿Cómo instalar una plataforma que permita construir una vida de blogger?"

"Una confección más enérgica y visualmente atractiva también puede ser un signo de distinción si se aplica en la justa medida."

"Vestir conforme a las tendencias de vanguardia es un acto inmerso en el terreno del miedo para el hombre latinoamericano."

Foster Menswear SS13

3/10/2012/ 3:41 pm

Desde el significativo cambio que tuvo Foster hace un par de años es posible observar que, desde entonces, ha existido una preocupación por observar las tendencias que se viven en importantes polos de moda. Sin embargo, al enfrentarse a un mercado local muchísimo más conformista, tímido e influenciable, Foster ha sabido sacar lo mejor de las tendencias para aplicarlas a la realidad local, logrando colecciones armónicas y alcanzables. Y esa ha sido la receta de Foster: plantearse como una marca que quiere posicionarse con un portafolio de tendencias y que, conforme a esta pretensión, ha sabido manejar un nivel de comunicación que permite alusión a ella. En este sentido, su colección y sus campañas hablan de una marca que busca una vanguardia dentro de los márgenes de lo posible, y que da cuenta de cómo está cambiando la forma de comunicar la moda chilena en la actualidad.

Hace una década atrás, nos habríamos tenido que conformar con entrar a una tienda invadida por el denim. Pero, la evolución de Foster la ha llevado a desarrollar moda, aspecto que es posible observar en su reciente colección primavera-verano 2013. Su lookbook de hombre muestra cómo vivimos los chilenos todas las fases de la primavera y el verano. A lo largo de la colección podemos observar el denim en su estado natural, pero con variaciones que lo convierten en una propuesta clásica, pero muy atractiva para esta temporada. Jeans y camisas de denim conviven de manera colorida, junto a un layering compuesto de chalecos abiertos y poleras lisas y estampadas. Así mismo, shorts y bermudas aparecen como protagonistas, demostrando una forma muchísimo más urbana para vivir el verano. La fuerte presencia de colores pastel nos habla de una colección relajada y luminosa, mientras que sus estampados, conservando formas clásicas, como rayas, puntos y cuadros, se combinan junto a otras originales formas para agregar valor a la propuesta. En tanto, trenches, chaquetas y cortavientos de diferentes materialidades completan los looks de forma casual, a pesar de sus cortes clásicos que los convierten en prendas obligadas en cualquier armario masculino. ¿Qué nos deparará la continua evolución de Foster como referente nacional de moda? ¿Qué representa esta marca dentro del ámbito de la moda chilena?

Ever since Foster‘s big change a couple of years ago, we can see that -since then-, a concern about trend watching on big fashion capitals has awakened. Nonetheless, at the moment of facing a much conformist, shy and pliable local market, Foster has managed to get the best out of trends, in order to imprint them on local possibilities, resulting in harmonic and down-to-earth collections. This has been Foster’s key recipe: to self-consider as a brand that wants to be known as trendy and that, according to this aim, has known pretty well how to handle a communication that makes us talk about Foster constantly. In this respect, its collection and campaigns speak loud about a brand that searches for avant-garde in the fringes of the possible, which accounts for how Chilean fashion is changing its communicative ways.

A decade ago, we would have to be satisfied with just going into another denim store. But, Foster’s evolution has brought fashion in, a very much seen aspect on their 2013 spring-summer collection. Their menswear lookbook shows how us Chileans go through every phase of spring and summer. Throughout the whole collection, we can see denim on its natural way, but with variations that turn it into a classical and attractive proposal for this season. Jeans and denim shirts get colorfully together, next to a layering of vests, and plain or printed t-shirts. Likewise, shorts and bermudas appear as main themes with an urban summer twist. The strong presence of pastel tones makes it all relaxed and bright, while all the featured prints -with classics like stripes, dots and plaid- get mixed to original shapes that add value to the whole proposal. Meanwhile, trenches, blazers and windbreakers of different materials complete the looks in a casual way, in spite of their classic cuts that turn them into must-haves for any male closet. What should we expect from Foster as national referent for fashion? What does Foster represent in the Chilean fashion scene?

Post AnteriorGarçon García en Chile Siguiente PostMario Testino: Private View

¿Qué opinas tú?