"Una confección más enérgica y visualmente atractiva también puede ser un signo de distinción si se aplica en la justa medida."

"¿En qué momento esto deja de ser un hobby? ¿Cómo instalar una plataforma que permita construir una vida de blogger?"

"Sólo depende de los que somos entusiastas de la moda que no se pierda la originalidad y la libertad de imponer tendencias."

"¿Queremos o no ser considerados un país donde existe la moda?"

"Vestir conforme a las tendencias de vanguardia es un acto inmerso en el terreno del miedo para el hombre latinoamericano."

AMICCI

1/10/2014/ 5:47 am

Una de las cosas que tiene la cocina italiana es su variedad de reinterpretaciones regionales según aspectos culturales o la disponibilidad de ingredientes. Sin embargo, aún es posible encontrar en Santiago de Chile una cocina italiana que tiene algo más que ofrecer que pizzas y pastas. Se trata de Amicci, un restaurant italiano ubicado en el extremo oriente de la Av. Apoquindo, donde una generosa carta permite encontrar platos para todos los gustos y con ingredientes importados con denominación de origen. Su chef Silvana Bettati sabe lo que hace en los fuegos de la cocina, donde despliega en cada plato toda la pasión de la italianidad que corre por su ADN familiar. ¿Cuáles son las recomendaciones para sorprenderse en Amicci?

Como lo supone la usanza italiana, comenzar con un antipasto es casi una regla. Es así como hay cuatro opciones recomendables: un Antipasto Misto (prosciutto San Daniele, láminas de salame Felino y Milano, bruschette, mortadella di Bolonia con pistacchio y trozos de queso Grana Padano de 12 meses de maduración), así como un Antipasto Vegetariano para quienes prefieren algo más liviano (zucchini y champiñones París grillados en aceite de oliva y romero, junto a caviar de berenjena, peperonata, fondos de alcachofa, tomates secos y mini tostadas). Si no puedes sacarte la carne de la cabeza, probablemente las Chiavi De Wagyu sea lo que andes buscando. Son teclas de wagyú servidas con tomates asados, cebolla morada y bocconcini de Mozzarella di Buffala. Pero, si prefieres los mariscos, no te arrepentirás si eliges los Frutti Di Mare Al Mediterráneo, una generosa mezcla de ostiones, camarones y calamares salteados con zucchini, champiñones París y tomates cherry. Todos excelentes comienzos para acompañar con un prosecco, espumoso italiano que ayudará a llamar al apetito y mantendrá la intención italiana en el paladar.

Si la opción es una sopa, la Zuppe Di Carote E Cozze reúne la base consistente de las zanahorias para, en ella, dejar que la intensidad marina de choritos se mezclen con un suave toque de queso mascarpone. Una forma de comer mariscos que puede resultar bastante original y llamativa a quienes buscan maneras diferentes de disfrutar de sopas con mariscos.

Si pasas de las pastas y la carne es definitivamente tu motivo, no puedes dejar de probar la Costola Di Vitello Con Polenta. Se trata de un asado de tira de larguísima cocción marinado en salsa de Cabernet Sauvignon, acompañado de una polenta con mascarpone que se derrite rápidamente en la boca. Una excelente alternativa para equiparar la fuerza de un gran plato de pastas.

Ahora bien, ir a Amicci y no comer pasta puede ser un sacrilegio. Si quieres alguna variante de los clásicos spaghetti, los Linguini Con Polpo E Zucchini permiten disfrutar de linguini (spaghetti extra delgados típicos de la región de Campania), salteados con trozos de pulpo y zucchini con un toque de aceite de oliva al ajo. Pero, si no quieres esperar al día 29 para comer gnocchi, el Gnocchi Pesto E Pinolli es el recomendado (gnocchi de papa con pesto de albahaca, salteados con tomates cherry y piñones tostados con láminas de queso Grana Padano). Si las pastas rellenas son tu fuerte, el Panzotti Di Ficchi E Noci te va a volar la cabeza (panzotti rellenos de higos, ricotta, nueces y queso Pecorino Romano con salsa de queso Gorgonzola), con sabores con carácter y la gracia de la mezcla de quesos italianos. Un plato insigne y, personalmente, mi favorito.

Si queda espacio para un postre, el Tiramisú no puede quedar fuera gracias a su preparación original proveniente del Véneto. Pero si el chocolate es tu debilidad, el Piacere Di Cioccolato es perfecto (mousse de chocolate blanco, helado de leche artesanal y sorbete de té verde en un nido de chocolate amargo).

Un restaurant que vale la pena conocer para desmitificar la forma en que hemos malcaricaturizado la cocina italiana.

Av. Apoquindo 7741, Las Condes, Santiago. (02) 2934 3722 / (02) 2934 3725

Post AnteriorREWINE #2 Siguiente PostLA GRANJA BURGERS

¿Qué opinas tú?